la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

domingo, 26 de noviembre de 2017

LATACUNGA (ECUADOR). Fandi indulta y se va a hombros con Ferrera

Se colgó el cartel de no hay billetes en la segunda de abono
 en San Isidro Labrador de Latacunga.

LATACUNGA (ECUADOR)
David Fandila indulta el bravo quinto de Huagrahuasi y Ferrera pasea tres orejas; una se llevó al esportón Sebastián Castella ante un llenazo de No Hay Billetes




TEXTO ANDRES VILLAMARIN 
FOTOS ANDREA ACOSTA
Antonio Ferrera quien hacía su debut en esta plaza recibió la ovación del respetable que reconoció su excelsa temporada; al finalizar el paseíllo sus compañeros de terna; ídolos en la afición ecuatoriana: David Fandila “El Fandi” y Sebastian Castella también escucharon un sonoro reconocimiento.


Palomo con 475 kg del hierro de Triana fue recibido por el capote sentido de Antonio Ferrera que con lúcidas verónicas inició su lidia. Ya con la muleta el extremeño fue por el pitón derecho; dejando series rotundas y calando en los tendidos.
En redondo empezó a torear para con señorío silenciar la música. Ya teniendo a su oponente cocido al engaño con quietud lo fue llevando y consintiendo al noble de Triana. 
Despacito - despacito así toreó Ferrera, retrocediendo el tiempo para llegar al barroco de la tauromaquia; midiendo su sitio y dando muletazos con temple, rotundidad y pureza. Estocada arriba. 2 orejas y sensación en los tendidos de ver en Ferrera a la figura ya consumada de la fiesta.

El Fandi lanceó a la verónica a Armillita con 473 kg de Huagrahuasi; el granadino fue por chiquelinas en su quite para rematar con una serpentina. Ovación como es habitual en su tradicional tercio de banderillas donde el toro se inutilizó y el espada tuvo que abreviar su lidia. 


Sebastian Castella se abrió de capote para recibir a Damazo con 454 kg del hierro de Triana; citó por señidas chiquelinas y en su inicio muleteril, zapatilla en tierra y por alto le fue exprimiendo el poco fondo que tenía el animal. 
El toro salía abante y en una actitud novilleril el diestro francés fue construyendo bajo tablas pases que tuvo el reconocimiento de la afición que sabía que el toro no tenía ni un solo pase. Estocada en todo lo alto y un trofeo más que merecido.

Con Ferrera después de su magisterio había un run run que algo más podía pasar.

Salió Manzanares con 500kg de la ganadería de Ortuño; el extremeño en el capote lo saludó para llevarlo galleando al peto y como ha sido una tónica en su temporada, sacó a su oponente por chiquelinas de la cabalgadura.

Invitó al subalterno nacional: “El Patatas” al tercio de banderillas para finalizado el mismo desmonterarse en conjunto.
Inicio al natural, toreo añejo, largo y templado con tandas poderosas; el toro sintió el desgaste de la lidia y empezó a quedarse corto por lo que Ferrera le pegó pases por bajo para cerrar su quehacer. Estocada trasera; una oreja más en una tarde pletórica para el diestro y palmas en el arrastre al toro de Ortuño.

Un viejo adagio taurino indica que no hay quinto malo y así fue Cortez con 520kg, de la ganadería de Huagrahuasi que El Fandi logró disfrutar de su embestida y mediante su labor permitirle el regreso con vida a su dehesa.

El torero de Granada lo recibió con una larga cambiada, rodilla en tierra para llevarlo al caballo por chiquelinas.
Quite por lopecinas y tercio de banderillas que puso en pie a la plaza.


Inicio de rodillas y circulares bajo tablas para sacarlo al noble al ecuador del albero.
Muletazos por ambos pitones ante un toro que metía la cara y humillaba constantemente.
Los pañuelos empezaban a poblar las aposentadurías de la plaza por lo que El Fandi alargó su faena buscando el indulto; mismo que fue concedido.
Emotiva ovación al verdadero protagonista de la fiesta, el toro de lidia. 2 orejas y rabo simbólicos.


Cerraba la tarde, Antoñete con 505 kg del hierro de Triana. Castella lo saludó por verónicas a un toro que denotaba desde un inicio que no iba a permitir mayor lucimiento.
Gran tercio de banderillas de los nacionales: Milton Calahorrano y Rodriguez “Bille” que fueron ovacionados.
Inicio en el centro del ruedo por el pitón derecho; el toro se quedó sin recorrido pronto y acusó mansedumbre yendo a tablas. Nuevamente Castella en toreo digno acudió a la cita con su oponente para exprimirle alguno que otro muletazo. Lastimosamente el galo anduvo pesado en los aceros y le sonó un aviso. Pese a esto la afición ecuatoriana lo aplaudió y al abandonar el ruedo lo ovacionó como muestra de cariño y agradecimiento.

Tarde triunfal en un ciclo exitoso que se llevó a efecto en Latacunga con Ferrera y Fandi a hombros.

FICHA DEL FESTEJO

Plaza de toros San Isidro Labrador, Latacunga (Ecuador). Segunda de Feria. Lleno de No Hay Billetes. 

Toros de Triana, Ortuño y Huagrahuasi, indultado el quinto.

Antonio Ferrera, dos orejas y oreja

El Fandi, silencio y dos orejas y rabo simbólicos

Sebastián Castella, oreja y palmas


FOTO: ANDREA ACOSTA